Gastronomía

ST. Regis Restaurant presenta su nueva propuesta gastronómica

El restaurante ubicado en el vidriado segundo piso de Park Tower Hotel brinda a sus comensales una renovada experiencia culinaria, diseñada con el objetivo de ofrecer platos deliciosos y saludables.


Park Tower, a Luxury Collection Hotel, Buenos Aires anuncia el cambio de carta de su restaurante y presenta su nuevo menú otoño-invierno.

¿Es posible comer sano y rico? ¿Se puede sostener una dieta balanceada evitando esos típicos y aburridos platos? Este fue el desafío que se plantearon los chefs. Caracterizado por el balance óptimo de alimentos y con una impronta marcada por el uso de productos saludables, St. Regis Restaurant ofrece una experiencia culinaria especial.

El objetivo es que los comensales disfruten del ritual de la comida mientras cuidan de su salud y del planeta. De esta manera, se incorporaron variedades de superalimentos como espirulina, cúrcuma y aceite de coco, y se cocinaron con materia prima argentina de una calidad excepcional. La nueva carta incorpora una fuerte propuesta de opciones vegetarianas y veganas, sin TACC (aptos veganos) que evitan el lugar común y explotan de sabor en el paladar. Además, incluye opciones de proteínas acompañadas por guarniciones vegetales condimentadas y cocinadas que retienen todo el sabor. Una cocina de descubrimiento: simple y con métodos de cocción perfectos.

“Una de nuestras metas es generar conciencia alrededor de la alimentación, no solo para conseguir un plato delicioso y con una gran presentación, sino también para contribuir a la salud y calidad de vida de nuestros comensales” , explicó Sebastián Persec, Chef de St. Regis Restaurant.

La carta cuenta con entradas, principales y postres en los que cada detalle está contemplado. Así, resaltan entradas como sopa de maíz, buñuelos de garbanzo o pesca blanca laqueada con aceto; principales como el risotto de arroz integral, portobellos y ajo negro, el pastel de no carne (hecho con soja texturizada, boniato y crema de fresca palta) o las gírgolas crocantes con cremoso de kabutia ahumada y su pesto de rúcula con nueces pecán; y postres como el Semifreddo frutal con coco o el lingote húmedo de cacao y crema de avellanas.